Principios orientadores del Modelo Integral de Salud Familiar y Comunitario desde la perspectiva de los usuarios

Mayo 2016

585 artículos de investigación Rev Med Chile 2016; 144: 585-592 Principios orientadores del Modelo Integral de Salud Familiar y Comunitario desde la perspectiva de los usuarios ANGELINA DOIS1,a, AIXA CONTRERAS2,b, PAULINA BRAVO2,c, ISABEL MORA3, GABRIELA SOTO5,d, CLAUDIA SOLÍS3 Perception of users about an Integral Model of Family and Community Health care in Santiago, Chile Background: The integral Model of Family and Community Health care is based on three essential principles: patient centered care, comprehensive care and continuity of care. Aim: To know the perception of primary care clinic users about the elements that should be considered in a patient centered integrated health care. Material and Methods: Ten males and 31 females aged 18 to 78 years, users of two public family primary care centers participated in focus groups, which were recorded. A qualitative descriptive research design based on content analysis according to Krippendorf was done. Results: Seven issues emerged from the description of patients’ experiences: professional-patient relationship, fragmentation of care, continued care with the same professional, promotion and prevention, availability of services and patient records. Conclusions: There are difficulties to install an integral model of family and community health care. The concerns raised by participants should be considered in order to modify the design of these models. (Rev Med Chile 2016; 144: 585-592) Key words: Patient-Centered Care; Primary Health Care; Public Health. 1Departamento de Salud del Adulto y Senescente, Escuela de Enfermería, Pontificia Universidad Católica de Chile. Santiago, Chile. 2Departamento de Salud de la Mujer, Escuela de Enfermería, Pontificia Universidad Católica de Chile. Santiago, Chile. 3Departamento de Medicina Familiar, Facultad de Medicina Pontificia Universidad Católica de Chile, Santiago, Chile. 4Centro Médico Irarrázaval Red de Salud UC-Christus, Santiago, Chile. aEnfermera-matrona, Magíster en Psicología de la Salud. bEnfermera-matrona, Magíster en Psicología Social Chile. cEnfermera. PhD. dPsicóloga, Magíster en Psicología de la Salud. Fuente de apoyo financiero: CONICYT: Fondo Nacional de Investigación en Salud (FONIS), Proyecto FONIS SA14ID0025. FONIS no influyó en el diseño del estudio, en la recolección, análisis o interpretación de los datos ni en la preparación, revisión o aprobación del manuscrito. Recibido el 4 de diciembre de 2015, aceptado el 31 de marzo de 2016. Correspondencia a: Angelina Dois Av. Vicuña Mackenna 4860, Macul. Santiago, Chile. adois@uc.cl El fortalecimiento de la Atención Primaria de la Salud en Chile se basó en un modelo de atención integral y centrado en la promoción y prevención de la salud1,2. El Modelo Integral de Salud Familiar y Comunitario se sustenta en tres principios irrenunciables: Centralidad en las personas, Integralidad de la atención y Continuidad del cuidado1,2. La centralidad considera la corresponsabilidad del cuidado de la salud entre el equipo profesional, las personas (sus familias) y la comunidad. Enfatiza los derechos y deberes de los usuarios involucrados y focaliza la atención en la persona y sus necesidades, otorgándoles la información necesaria para participar en las decisiones relativas a su cuidado3. La continuidad se relaciona con la coherencia y conexión que la persona percibe en las distintas acciones relativas al cuidado de su salud, a lo largo de su vida y en distintos escenarios clínicos (desde el domicilio a los centros hospitalarios)2. Finalmente, la integralidad se vincula a la priorización de acciones que garanticen la atención en los tres niveles de complejidad y que articulen acciones de promoción, prevención, curación y rehabilitación desde un abordaje integral de la persona y su familia4, lo que exige la disponibilidad de servicios para responder a estas necesidades de salud5.


Mayo 2016
To see the actual publication please follow the link above