Page 76

Junio 2016

ARTÍCULOS DE INVESTIGACIÓN Los residentes valoraron la frecuencia de interacciones, la que influye en la sensación de confianza con los docentes, entendido como un conocimiento mínimo del otro, el que es reconocido 754 por una mayor fluidez de las interacciones, tranquilidad para hablar libremente, así como también un mayor potencial de influencia de los mensajes recibidos. Es presentado como un fenómeno que parece sustentar las interacciones y coordinaciones que deben tener lugar entre residentes y docentes. Esta socialización incide sobre la credibilidad e influencia de los mensajes del docente, los que influyen más fácilmente en el desempeño y en la motivación al cambio del aprendiz. Los residentes también mostraron preocupación respecto a la interacción negativa, a la anulación del otro en la relación o directamente a la percepción de rechazo de parte de los docentes, y cómo ésta afecta negativamente el proceso de retroalimentación, la motivación y el aprendizaje. Desjerarquización Algunas características de la relación social con el docente parecieron ser comprendidas por los residentes en el contexto de ciertas dinámicas sociales o por características culturales del contexto de estudio, específicamente los roles y jerarquías preestablecidas. Los residentes destacaron significados asociados al respeto en la interacción docente-residente, como una característica deseada en la retroalimentación. Esta idea en las entrevistas finalmente decantó en la noción de horizontalidad, es decir, la relación tutor-aprendiz se define como carente de jerarquía, o dicho de otro modo, como conversaciones entre iguales. Se señaló una vulnerabilidad asociada a la experiencia social de ser retroalimentado, dando a entender que el someterse a una situación de este tipo deja al residente expuesto frente al otro. De forma paralela, se evidenció un miedo a la expresión, es decir, un temor a expresar su opinión frente a situaciones de retroalimentación, asociado a la posibilidad de una eventual consecuencia negativa en la situación en curso, en términos de una sanción interpersonal, o al comprometer la actitud del docente en futuros encuentros o evaluaciones. En el mismo sentido, se señaló una situación de desbalance de poder en la situación interpersonal, que rige las relaciones académicas entre docentes Formación de especialistas en Psiquiatría - P. Rubí et al y residentes, dinámica que afecta negativamente la situación de retroalimentación. Invitación a la integración Otra subcategoría que articula la idea de socialización es la que incluyó los significados de invitación e integración a una comunidad, en este caso, al grupo de psiquiatras. Los residentes percibieron la entrega de retroalimentación como una expresión de interés de parte del docente de incluirlo en su grupo de pertenencia. Esta invitación a la integración favorecería el proceso de retroalimentación y la motivación al aprendizaje. Involucración del docente De las citas se desprende que los residentes ponen atención sobre los comportamientos del docente que van delineando la relación que comparten, haciendo una deducción de la calidad de la vinculación entre ambos, a partir del interés percibido en el docente en su aprendizaje. Por otra parte, las situaciones concretas de retroalimentación fueron significadas como un punto en un proceso de elaboración de una relación entre docente-residente, apareciendo como relevante el seguimiento que hace el docente del progreso del aprendizaje del residente, a partir de las instancias de retroalimentación. Así, surgieron las ideas de acompañamiento, compromiso o disponibilidad del docente a través del tiempo. Resultados relacionales Una de las comprensiones más importantes a partir de los análisis descriptivos fue que, desde la experiencia de los participantes, la calidad o éxito de la retroalimentación recae en el establecimiento de una relación social mínima entre los actores, es decir, entre docente y residente. El desarrollo de la idea apuntó más bien a la proximidad social y al asentamiento progresivo de una interacción colaborativa, lo que no es necesariamente un vínculo afectivo o una amistad propiamente tal, sino un conocimiento social mínimo que valida el acercamiento necesario para participar del juicio de la imagen personal del otro. Los resultados mostraron que una modalidad de interacción entre docente y residente, basada en la horizontalidad y en el involucramiento conjunto, permite que el retroalimentar resulte natural y fundamental para el éxito práctico de esta situación de aprendizaje. Rev Med Chile 2016; 144: 751-756


Junio 2016
To see the actual publication please follow the link above